Una visita virtual a Montserrat: descubre los secretos del monasterio

El monasterio de Montserrat es sinónimo de espiritualidad. Está enclavado en una montaña especial que alberga cientos de leyendas y mitos sobre este lugar simbólico. En este post descubrirás los rincones que oculta este macizo rocoso y conocerás a su patrona, La Moreneta, que se cree que obra milagros a los peregrinos que llegan al lugar.

Montserrat es un sitio con una simbología especial, tanto religiosa como mística, que se ha convertido en uno de los iconos de Cataluña. Si tienes pensado viajar a Barcelona, no dejes de pasar por Monserrat para descubrir todos los secretos de este monasterio y de su entorno. Pero antes ¡acompáñanos por este recorrido virtual!

Su entorno

Según la leyenda, los ángeles serraron el macizo de Monserrat con una sierra de oro para así poder albergar a la Virgen negra. Desde entonces, recibe miles de visitantes cada año que le rinden homenaje.

Las montañas que rodean el monasterio se componen de un macizo con rocas sedimentarias que le han aportado su curiosa forma. Son rocas formadas por cantos rodados que, a lo largo del tiempo, se han ido modelando hasta presentar diferentes formas. Esto ha motivado la aparición de muchas leyendas para explicar su origen.

Las montañas de Montserrat suelen atraer a excursionistas y escaladores. Son muchas las rutas de senderismo que se ofrecen. También desde el funicular para poder aprovechar las impresionantes vistas de todo el valle.

Pero estas montañas también generan fascinación en otro tipo de público: en aquellos que buscan un viaje espiritual e íntimo. Se cree que las montañas de Monserrat emiten vibraciones magnéticas, una especie de corrientes telúricas que atraen a las personas que desean ensimismarse. De hecho, se han producido numerosas desapariciones.

Conoce la historia de Monserrat

Antonio RVR / Flickr.com

El santuario de Monserrat fue fundado en 1025 por Oliba, abad de Ripoll y obispo de Vic. Durante los siglos XII y XIII se construyó una iglesia románica con una talla de la imagen de la Virgen. Durante este período comenzaron a llegar peregrinos a Monserrat que contribuyeron a difundir las narraciones sobre los milagros de la Virgen.

En 1409 el Monasterio se convirtió en abadía independiente, y en 1490 se instaló la imprenta de Montserrat. En los años comprendidos entre 1493 y 1835 se produjeron muchas reformas, y Monserrat formó parte de la Congregación de Valladolid.

En el siglo XIX, Montserrat vivió momentos difíciles. En 1811 y 1812, Monserrat fue destruida por el ejército de Napoleón. Más tarde, en 1835, el Monasterio perdió todas sus propiedades y todos los monjes menos uno abandonaron el Monasterio. No obstante, en 1844 los monjes regresaron, y en 1858 comenzó su reconstrucción.

Durante la Guerra Civil Española se volvierón a vivir momentos turbulentos. Durante este período los monjes se vieron obligados a abandonar de nuevo el Monasterio. No obstante, el gobierno de Cataluña consiguió salvarlo de la destrucción.

Después de la guerra, los monjes regresaron. En 1947 se celebró la entronización de la imagen de la Virgen Negra. Desde entonces, el Monasterio atiende a un gran número de peregrinos que llegan a Monserrat cada año.

Una visita virtual a Monserrat

Una buena forma de llegar a Monserrat es utilizando el tren Cremallera, que cruza los pintorescos pueblos de la provincia desde Monistrol hasta llegar a la montaña de Montserrat, situada a unos 1235 metros de altura sobre el nivel del mar.

El Cremallera de Montserrat llega hasta el centro del recinto del Santuario. Su recorrido por la peculiar silueta de la montaña invita a admirar las maravillosas vistas del paisaje a través de los cristales panorámicos del tren.

Una vez allí, nos dirigimos a la Basílica Real, donde se halla la Virgen Moreneta, también conocida como la Virgen Negra, talla románica del siglo XII. La Basílica ha sido uno de los lugares de peregrinaje más importantes de nuestro país durante varios siglos.

Cuando tengas la oportunidad de visitarla presencialmente puedes asistir al canto de la Escolanía, coro de niños más antiguo de Europa. Asimismo, es común degustar una cata de 4 licores típicos de Montserrat y entrar al Espai Audiovisual Montserrat Portes Endins. Allí ofrecen más información sobre Monserrat y todo lo que representa.

La Virgen de Monserrat, la Moreneta

Saleha Ullah / Flickr.com

La imagen de la Virgen de Montserrat, conocida como la Moreneta por el color de su piel, es una talla románica policromada del siglo XII. Se encuentra sobre el área del altar en la parte trasera de la iglesia. En 1881, el papa León XIII proclamó a la Virgen de Monserrat Patrona de Cataluña.

La razón que hay detás del color oscuro de la cara de la Virgen, por la que ha sido apodada La Moreneta, es que la talla se ha ido oscureciendo con el tiempo.

La figura de la Virgen está dentro de una vitrina de cristal. Sin embargo, la mano con la que sostiene una esfera, la cual simboliza el universo, no está detrás del cristal. Los peregrinos que visitan el lugar suelen besar la esfera como tradición.

Tanto si eres religioso como si no, descubrir esta zona y la Virgen Negra en Monserrat es una experiencia única que merece la pena vivir al menos una vez en la vida. ¿Te animas a añadir el lugar a tu lista de destinos?